miércoles, 20 de abril de 2011


Tengo ganas de correr, de saltar, de abrazar, de bailar, de cantar, tengo ganas de gritar a los cuatro vientos lo feliz que me hace todo esto. Es magníficamente increíble. Mi vida dió un terrible vuelco. Lloraría de felicidad, lo haría.
Me dejé llevar por la fe, me dejé llevar por mis amigos, por las cosas buenas, por el de arriba, me dejé llevar por todo lo que me hace bien. Decidí cambiar todo; mi forma de ser, la forma de tratar a la gente, la forma de dar y recibir. Decidí cambiar mi forma de pensar, mi forma de expresarme, la forma que tengo de decir las cosas. Decidí cambiar todo lo malo por todo lo bueno, en sí.
La pascua, la pascua, la pascua, la pascua, la pascua. ¡Mañana! Wannabi Wannabi Wannabi Wannabi. Y el amoooor, el tremendo amor logra cosas increíbles en las personas. Lo confirmé, en mi misma.
SI SE QUIERE SE PUEDE GENTE, NO HAY NADIE NI NADA QUE TE IMPIDA HACER LO QUE REALMENTE QUERES, PERO LO QUE QUERES DE CORAZÓN.